Etiquetas

Rafael Van der Vaart vuelve a ser feliz. El jugador holandés se siente de nuevo importante y en el Tottenham pueden dar buena cuenta de ello. El ex del Madrid es uno de los nuevos ídolos de la afición de los ‘spurs’, y no es para menos. Su excelente inicio de temporada y su explosión goleadora le han convertido en una de las mejores armas del equipo de Harry Redknapp.

A las sensaciones se suman los datos. Estadísticas en mano, el mediapunta está que se sale. Como ya hiciera durante su época en el Hamburgo, Van der Vaart tiene una participación decisiva en su equipo y ve puerta con suma facilidad. No en vano, ya acumula cuatro goles en siete partidos disputados en la Premier League y dos en tres partidos jugados en la Liga de Campeones.

Seis goles, tan sólo uno menos de los que marcó el año pasado en toda la temporada con el Madrid o uno más de los que lograra hace dos años. El reto, por tanto, es igualar al menos los 21 que anotó en su última campaña con el Hamburgo.

La confianza de Redknapp
Y es que al holandés, desde su llegada a White Harte Lane, todo le ha ido de perlas. Harry Redknapp le ha dado toda su confianza y es un fijo en el once de los ‘spurs’. En la Premier, desde su llegada, ha sido titular en todos los encuentros perdiéndose sólo 35 de los 630 minutos en juego.

Pero su aportación no termina ahí. El holandés asiste, ha liberado a Modric con su presencia e incluso participa en la recuperación de la posesión. En definitiva, Van der Vaart ha recuperado la sonrisa. Y en White Harte Lane están disfrutando de lo lindo con ello.

Fuente: Marca.com