Etiquetas

, ,

Desde el primer momento en el que se conoció el interés del Barcelona por hacerse con los servicios de Ibrahim Afellay, desde el club blaugrana hablaron de una “interesantísima oportunidad que no podían dejar escapar”. Hablaban de la circunstancia de que el holandés de origen marroquí acababa contrato dentro de un año y que ese fichaje invernal se les ofrecía en unas condiciones altamente ventajosas. Finalmente, la operación se cerró en 2,2 millones de euros que el Barça pagó al PSV Eindhoven. Hoy, el Liverpool parece dispuesto a multiplicar por cinco esta cantidad para incorporarlo la próxima temporada a su plantilla. Visto como están las arcas del Barça, la oferta va a hacer que más de uno en la sala de juntas le dé muchas vueltas al tema.

La secretaría técnica del Barça definió a Afellay cuando fue fichado como un interesante proyecto de futuro y deslizaron que si no funcionaba, era seguro que lo podían colocar en el mercado por un precio superior al pagado. Lo que no se imaginaban, es que este precio pudiera ser tan alto.

El Liverpool, con dinero fresco en la caja después de haber vendido a Fernando Torres al Liverpool por 58 millones de euros pasa por horas bajas y desea rehacer su plantilla a golpe de talonario.

Afellay, un jugador que ocupa la banda, rápido y potente físicamente y que puede jugar tanto en punta como en el centro del campo es una de sus opciones preferenciales.

Está claro que la última palabra en todo este asunto la tendrá Pep Guardiola. Si el técnico catalán considera que el holandés es una pieza básica para su nuevo proyecto no habrá nada que hablar, pero los millones que se ingresen por Afellay podrían facilitar una nueva oferta por Fàbregas.

Inglaterra especula con Tévez

La prensa inglesa publicaba ayer que Carlos Tévez, delantero argentino del Manchester City, es la gran apuesta del Barcelona para reforzar su plantilla la próxima temporada. El Apache ha tenido diversos enfrentamientos con su entrenador y parece que desea cambiar de aires y dejar la Premier, donde ha jugado en el West Ham y el Manchester United. No obstante, su elevado sueldo, cobra 14 millones de euros por temporada, dificultarían un posible traspaso, de cual, en el Barça aseguran no tener noticia.

Fuente: As.com

Anuncios