Etiquetas

, , , ,

Cuando se enfrentan en un mismo grupo Alemania, Holanda y Portugal no hay ninguna duda de que estamos ante el denominado “grupo de la muerte”. Cualquiera de los tres combinados puede alcanzar los cuartos de final. En cambio, Dinamarca tiene menos opciones pero habrá que tenerla en cuenta.

HOLANDA

La selección holandesa llega a la Eurocopa como uno de los favoritas para alzarse con el título. Tras quedar subcampeona del mundo, Van Marwijk sigue confiando en el mismo bloque y sistema táctico (4-2-3-1). En portería es fijo Stekelenburg. En defensa, la baja de Pieters en el lateral izquierdo hará que entre Willems y la pareja de centrales formada por Heitinga y Mathijsen es lenta y pueden tener problemas con delanteros hábiles y con mucha movilidad. En la pareja de mediocentros, Van Bommel es fijo y le puede acompañar tanto Strootman como De Jong. El primero posee mayor técnica y no es tan defensivo como De Jong. En la parte de ataque, es donde Holanda acapara todo su arsenal. Van Persie, Huntelaar, Robben, Sneijder, Van der Vaart y Kuyt. Seguramente sea una de las selecciones con mayores recursos en esta faceta del juego.

La estrella: Robin Van Persie

Entre los muchos jugadores de calidad con los que cuenta Van Marwijk, el delantero del Arsenal deberá ser la referencia en ataque. Pichichi de la Premier, ha completado una temporada espectacular. Su zurda de oro es una delicia y se encuentra en uno de sus mejores momentos. A pesar de ello, Huntelaar que también ha goleado en la Bundesliga deberá esperar su oportunidad des del banquillo ya que Van Marwijk suele jugar con único delantero centro.

Once tipo

ALEMANIA

Si hay un nombre que ha permitido evolucionar el fútbol alemán durante los últimos años, ese es Joachim Löw. El seleccionador alemán ha conseguido reunir a una generación excelente de jóvenes futbolistas que ansian ganar su primer título internacional con su país. No en vano, la Mannschaft no ha vuelto a saborear el sabor del triunfo des del 1996.

Alemania sigue siendo muy reconocible, especialmente en su carácter competitivo y luchador que siempre ha demostrado en este tipo de campeonatos. Löw ha apostado por un estilo de juego de toque y combinación, imitando el modelo de España y del F.C. Barcelona. En su once ideal encontramos a la columna vertebral del Bayern Múnich, formada por Neuer, Lahm, Schweinsteiger, Müller y Mario Gómez. A estos grandes jugadores hay que sumarles los madridistas Khedira y Özil y la llegada de jóvenes como Götze, Reus, Kroos, Bender o Gündogan que están llamados a ser titulares de la selección teutona los próximos años. El problema más importante para Löw será el estado físico de ‘Schweni’ ya que ha sufrido varias lesiones durante la temporada que no le han permitido rendir al más alto nivel. La opción de Kroos en el mediocentro es toda una garantía.

La estrella: Mesut Özil

El jugador del Real Madrid es clave en el esquema táctico de Löw. Des de la posición de mediapunta ejerce con total libertad sus mejores virtudes como futbolista. Su visión de juego, calidad y desequilibrio en los metros finales son determinantes y tiene una oportunidad inmejorable para consagrarse como uno de los mejores jugadores del viejo continente.

Once tipo

PORTUGAL

La selección portuguesa se ganó su billete para viajar a Polonia y Ucrania en la repesca. La suerte tampoco les acompañó en el sorteo de grupos y deberán superar a Alemania y Holanda para alcanzar los cuartos de final. Para ello cuentan con el jugador con más calidad del campeonato: Cristiano Ronaldo. Es difícil encontrar una selección que dependa tanto de un jugador.

Paulo Bento tiene muy claro cuál es su once. Su sistema táctico se basa en un 4-3-3 muy definido. En defensa, Pepe y Bruno Alves son fijos como centrales mientras que Joao Pereira y Coentrao son dos laterales con una importante proyección ofensiva. En el medio, se han afianzado tres jugadores totalmente complementarios y con buen trato de balón: Veloso, Meireles y Moutinho. En ataque, Nani y Cristiano ocupan las bandas. Por último, la posición de delantero centro sigue siendo el principal problema para la selección lusa. Ni Hélder Postiga ni Hugo Almeida han cumplido y están lejos del nivel mostrado por el resto del equipo.

La estrella: Cristiano Ronaldo

Los registros goleadores de Cristiano durante las dos últimas temporadas son sencillamente espectaculares. En la fase de clasificación anotó 7 goles en 8 partidos jugados. Todo Portugal estará pendiente de él y de su rendimiento en la Eurocopa. El crack del Real Madrid tiene delante de sí una auténtica ocasión para volver a demostrar toda su calidad.

Once tipo

DINAMARCA

La selección danesa dirigida por Morten Olsen quedó primera en su grupo de clasificación por delante de la Portugal de Cristiano Ronaldo. Ahora ambas selecciones se vuelven a encontrar en el camino y Dinamarca aparece a priori como el equipo que tiene menos posibilidades para pasar a los cuartos de final. Si lo consiguiera, sería una de las mayores sorpresas en este inicio de la Eurocopa.

Olsen ha confiado en una generación jóven de futbolistas que tienen un potencial futbolístico importante. Su esquema se basa en un 4-2-3-1 en el que destaca la pareja de mediocentros formada por Kvist y Zimling y sobretodo el jóven Christian Eriksen, que a sus 20 años en un fijo en el once y es el jugador con más calidad y visión de juego. Los extremos son para el veterano Rommedahl y Krohn-Dehli. En ataque, la única referencia es para Bendtner, buen delantero dentro del área pero que no pudo triunfar en el Arsenal.

La estrella: Christian Eriksen

El jugador del Ajax nació hace 20 años, justamente cuando Dinamarca consiguió ganar contra todo pronóstico su única Eurocopa. Eriksen tiene un talento enorme, juega con total libertad desde la media punta y es un pasador excelente. El fútbol de la selección danesa pasa por él.

Once tipo

Mi pronóstico

Alemania y Holanda, por trayectoria y jugadores son las favoritas para llegar a los cuartos de final. Portugal y Cristiano Ronaldo tienen delante de sí una oportunidad para reivindicarse y conseguir que una de las dos selecciones anteriores se quedan fuera en esta primera fase.