Etiquetas

, , , ,

Tito Vilanova y Pep Guardiola. Los artífices del mejor Barça de la historia. FOTO: LigaBBVA.com

24 de julio 2012. Empieza la primera temporada de Tito Vilanova al frente del banquillo azulgrana con su primer partido amistoso ante el Hamburgo. Es cierto que la mayoría de jugadores que formaran parte del núcleo central del equipo todavía no estaran disponibles debido a que disputaron la Eurocopa y aún disponen de varios días de vacaciones. A pesar de ello, sera una primera prueba de fuego para analizar la propuesta y las ideas de Vilanova en esta nueva aventura, además de los minutos que dispondran las jóvenes promesas del filial. Curiosamente sólo Dani Alves podrá repetir en el mismo once que dispuso Guardiola en su primer encuentro, hace cuatro años.

La propuesta e idea futbolística de Tito no distará demasiado de la inculcada por Pep Guardiola durante los últimos años. Con toda la temporada por delante y con un duro enfrentamiento con el Real Madrid en la Supercopa hay diversos temas candentes en el entorno azulgrana que conviene repasar:

1. El legado de Guardiola. El auténtico símbolo de todo el barcelonismo durante las últimas cuatro temporadas ya no estará presente. El entrenador de Santpedor ha tenido el honor de unir a un club que durante mucho tiempo ha estado separado y lo sigue estando entre Cruyffistas o Nuñistas y entre Laportistas o Rosellistas.

El legado que deja Guardiola es inmaculado. Va más allá del juego desplegado y de los títulos conseguidos. Sus valores son los que han trascendido. El esfuerzo, la dedicación, el amor por unos colores, el respeto por el rival y por la propia institución, el fin del victimismo…han dejado huella en todos los aficionados. Tito, su mano derecha en todo este viaje ha sido su mejor confidente, su mano derecha. Ahora tendrá la oportunidad de continuar la obra que empezó Guardiola en el verano de 2008.

2. El papel de la directiva. De todos es sabido que la figura de Guardiola ha sido mucho más que la de un simple entrenador.  En numerosos episodios ha tenido que salir al paso para defender al club. Defenderlo de los ataques de Mourinho, en una rueda de prensa memorable en el Santiago Bernabéu antes de las semifinales de Champions, de las acusasiones de dopaje, del polémico viaje a Pamplona….

En todos esos casos, Guardiola ejerció como entrenador y como presidente, con el el desgaste que lleva consigo. Rosell y su junta directiva, en especial Toni Freixa, han dejado latente más de una vez su falta de capacidad para dejar clara la postura del club delante de  todo este tipo de acontecimientos. Siempre han llegado tarde. Ante la ausencia de Guardiola, es el momento para que Rosell dé un paso al frente y ejerza como el presidente que sus socios y aficionados quieren que sea.

Javi Martínez y Jordi Alba celebran juntos la Eurocopa. FOTO: Getty Images.

3. Fichajes: Jordi Alba y Javi Martínez. El Barça ha conseguido esta temporada reforzarse con uno de los mejores laterales izquierdos del momento: Jordi Alba. Ha sido el mejor jugador en su puesto en la Eurocopa y el traspaso se ha cifrado en 14 millones de euros. Cifra razonable para un futbolista con mucho futuro y que conoce el club y su estilo de juego. Ante la baja de Abidal, la venta de Maxwell y los problemas físicos de Adriano era imprescindible contratar a un lateral izquierdo.

Las otras dos posiciones que convienen reforzar son la de central y mediocentro. Con la salida de Keita, todas las miradas se han centrado en el jugador del Athletic, Javi Martinez. Principalmente por su salto de calidad desde que ha llegado Bielsa y su polivalencia en el terreno de juego ya que puede jugar tanto de central como de mediocentro. El experimento de Guardiola con Javier Mascherano ha sido un acierto y el Barça podría contar así con dos jugadores totalmente polivantes y que disputarían muchos minutos durante la temporada. El principal escollo es su cláusula de rescisión: 40 millones de euros. El Bayern München ha declarado que no llegarña a esa cantidad y el Barça se espera que tampoco. Ahí entra la voluntad del jugador por vestirse de azulgrana y la capacidad del Barça para hacer caja con algún jugador, como es el caso de Afellay.

David Villa y Messi entrenando juntos en la ciudad deportiva.

4. La vuelta de Villa. El ‘guaje’ cumplirá su tercera temporada en el club. La pasada estuvo de baja 6 largos meses por una inoportuna lesión. Han sido muchas las opiniones que han señalado que su ausencia fue un golpe duro para el equipo. Además de su contrastada capacidad golegadora, es uno de los jugadores que más se esfuerzan en el campo y que mejor han entendido cómo funciona tácticamente el equipo. En su primera temporada marcó 28 goles y se espera que pueda volver a ofrecer el rendimiento que demostró antes de la lesión. Sin ninguna duda, podemos estar delante del mejor fichaje para este nuevo curso.

5. El papel de Messi. No podemos entender la explosión de Leo Messi sin la figura de Guardiola y su cambio de posición en el terreno de juego. El paso del extremo al falso nueve ha llevado al argentino a marcar 50 goles en Liga y 73 en todas las competiciones durante la última temporada, una auténtica barbaridad. Después de cuatro veranos, Messi ha podido disfrutar de unas merecidas vacaciones.

El crack argentino volverá a ser la piedra angular del sistema táctico del Barça. El listón estará muy alto pero Messi nunca defrauda. No tendrá a su lado a su mentor pero Tito sabrá cuidar de él como lo hizo el de Santpedor. El futuro del Barça dependerá en buena medida de su rendimiento y de cómo se encajan las piezas a su alrededor. En su mente aún perdura el penalti que falló ante el Chelsea en la última semifinal de Champions. Seguro que tendrá la oportunidad para resarcirse.

Anuncios